Protección Data

BLOG

PARA ESTAR AL TANTO DE LA REGULACIÓN Y NOVEDADES EN PROTECCIÓN DE DATOS

Blog
Compartir Facebook Twitter Linkedin
JAVIER CASAL TAVASCI

La importancia de la formación

«Una cadena es tan fuerte como su eslabón más débil». Por mucho que las organizaciones inviertan en dispositivos tecnológicos y en soluciones técnicas para proteger de manera adecuada los sistemas de información, si alguno de ellos falla, toda la seguridad se ve comprometida. Los empleados como usuarios finales son el eslabón más débil, aquel por donde la cadena de seguridad se rompe y para cambiar esta situación es indispensable su formación.

Desarrollar una cultura de seguridad dentro de una empresa u organización es uno de los objetivos más complejos de alcanzar y requiere una implicación total, tanto de la Dirección de la empresa como de la plantilla en su conjunto.

Conseguir que los empleados interioricen en sus quehaceres diarios una manera de trabajar que garantice que las cosas se hacen bien en materia de seguridad de la información no es una tarea sencilla, pues suelen ver los protocolos como una complicación, una molestia o un incordio. Por ello, es necesario revertir esa visión negativa y abordar las acciones necesarias para conseguir crear una auténtica cultura de seguridad dentro de la organización.

Cada empresa es un mundo y difícilmente hay dos iguales, por eso las acciones formativas deben estar enfocadas a la realidad de cada organización, teniendo en cuenta su problemática, los entornos de trabajo y los riesgos específicos asociados.

La mejor formación es la que se basa en ejemplos prácticos, en los que el trabajador pueda advertir aquellos riesgos a los que se puede tener que enfrentar en un momento dado. El objetivo es que se sientan identificados y se involucren de manera activa y cuando hayan interiorizado las cuestiones de seguridad más elementales, subimos de nivel, pero no podemos enseñarles a multiplicar, si antes no saben sumar. 

La formación de los trabajadores no consiste en insuflarles por un tubo teoría sobre protección de datos en charlas maratonianas, a las que asistirán porque les obliga la empresa, pero en las que no mostrarán el más mínimo interés. 

Una atención personalizada, una instrucción puntual y efectiva, una corrección a tiempo… es la mejor formación. 

EnglishPortuguêsEspañol
error: Contenido protegido por derechos de propiedad intelectual