Protección Data

BLOG

PARA ESTAR AL DÍA EN PROTECCIÓN DE DATOS Y SEGURIDAD DE LA INFORMACIÓN

Blog
Compartir Facebook Twitter Linkedin
JAVIER CASAL TAVASCI

Adiós a nuestra privacidad

Klaus Schwab –Presidente Ejecutivo y fundador del Foro Económico Mundial, conocido como Foro de Davos– pronunció la siguiente frase: «En este nuevo mundo debemos aceptar la transparencia. Todo va a ser transparente y tienes que acostumbrarte a ello. Si no tienes nada que ocultar, no debes tener miedo». El hecho de que la mayoría de las personas no tengamos nada que ocultar, no implica que queramos dejar abierta la puerta de nuestra casa para que cualquiera pueda entrar y vulnerar nuestra privacidad, sencillamente, porque implica una restricción de nuestra libertad.

Edward Snowden dijo: «Decir que no te importa la privacidad porque no tienes nada que esconder, es como decir que no te importa la libertad de expresión porque no tienes nada que decir». Totalmente de acuerdo.

Ida Auken, quien fue Ministra de Medio Ambiente de Dinamarca en el periodo de 2011 a 2014, publicó en 2016 un ensayo titulado «Bienvenido a 2030. No poseo nada, no tengo privacidad y la vida nunca ha sido mejor». Meses antes, en el Foro de Davos ya había pronunciado la frase: «No tendrás nada y serás feliz». Caminamos, irremediablemente, hacia una realidad sin privacidad. En China ya lo están sufriendo.

Los más jóvenes, seguramente, no sepan que fue la «Masacre de Tiananmén». Dicha masacre fue el resultado del descontento de los estudiantes e intelectuales que demandaban aires de cambio en la República Popular China. La reacción del gobierno comunista fue desmedida. Sacaron los tanques a la calle para disparar contra la población civil. Los muertos y heridos se contaron por cientos, al igual que los detenidos y desaparecidos.

Más cercana en el tiempo está la represión de la población durante la pandemia del coronavirus. Mientras el mundo empezaba a dejar atrás aquella pesadilla, el gobierno comunista encerraba a la población en sus casas, sacrificaba a las mascotas de los contagiados, separaba a los niños de sus padres, etc. Nadie rechistaba y el que protestaba era, brutalmente, reprimido por la policía.  

De la protección de los datos personales de los ciudadanos en China, mejor no hablar, aunque pueden consultar el artículo que hice, en su día, y que dejo enlazado aquí.

En Europa no llegaremos a tales extremos, pero la privacidad, tal y como la entendemos, no existirá, por mucho que las constituciones de los diferentes países y los tratados internacionales la garanticen como un derecho fundamental de las personas. Ya se sabe que el papel lo soporta todo. 

Conclusión

Será difícil luchar contra el Nuevo Mundo que Klaus Schwab y sus compinches nos quieren imponer a través de la Agenda 2030. Faltan pocos años para llegar al 2030, pero a los artífices les ha entrado la prisa y empiezan a pisar el acelerador. Próximo objetivo: digitalización del dinero y desaparición del efectivo.

Hago este blog por dos razones: para colmar mi propia inquietud sobre el mundo de la protección de datos y para despertar conciencias. Espero que despierten y que aprendan –desde ya– la importancia que tiene la protección de datos en este «Nuevo Mundo».

Más información

Euro digital y privacidad

error: Contenido protegido por derechos de propiedad intelectual. Se prohíbe su reproducción, transformación, distribución y comunicación pública a título lucrativo por cualquier medio y soporte. Advertir que la infracción de los derechos relativos a la propiedad intelectual es constitutiva de delito (arts. 270 y ss. CP).